Contrato de arriendo simple: Qué es y cómo hacerlo

Contrato de arriendo simple: Qué es y cómo hacerlo

Para arrendar un departamento, un vehículo o cualquier cosa, se debe hacer bajo la figura de un contrato. Aquí puedes leer acerca de lo que es un contrato de arriendo simple.

Qué es un contrato de arriendo

En el caso de un inmueble, un contrato de arriendo es un acuerdo entre un propietario o arrendador y un arrendatario, usuario o inquilino. Bajo este acuerdo, el arrendador cede al arrendatario el uso de un determinado inmueble, por un lapso de tiempo, a cambio de recibir la cantidad de dinero que se estipula en el contrato.

El objeto del contrato es brindar seguridad a ambas partes al fijar unas cláusulas que serán de obligatorio cumplimiento. En dichas cláusulas se definen y delimitan las obligaciones y los derechos de cada uno de los contratantes.

En este post te contamos más sobre qué elementos tiene un contrato de arriendo

Usualmente un contrato de arrendamiento debe incluir unas cláusulas que se pueden considerar como mínimas o necesarias, pero también puede tener otras que pueden depender de lo que desee el arrendador que se incluyan.

Cómo hacer un contrato de arriendo simple

Un contrato de arriendo debe tener:

Información del arrendador, del arrendatario y del inmueble objeto de arriendo. Así que debe incluir los nombres completos del propietario y del inquilino con sus documentos de identificación, al igual que el nombre del edificio, piso y número de departamento, lugar de ubicación, los metros de superficie y cualquier otra información relevante.

El precio del arrendamiento mensual: Se debe especificar no solo el monto que se va a pagar, sino la modalidad de pago y las fechas para el pago del arriendo.

También se deben definir qué otros pagos debe cubrir el arrendatario, como los gastos comunes, o cualquier otro que deba cumplir.

Si se va a entregar alguna cantidad de dinero en garantía, es conveniente dejar constancia, en el contrato, del monto entregado.

La duración del arriendo es algo que también debe estar señalado en el contrato. Se debe indicar desde qué día va a comenzar el arriendo y cuando va a terminar el contrato, así como las condiciones de renovación. Es decir, si se renueva automáticamente, y si ese es el caso, cuáles serían las nuevas condiciones.

Es conveniente adjuntar un inventario con los muebles o artefactos que se encuentran en el departamento que se da en arriendo, para poder verificar que, una vez terminado el contrato, se restituyan todos los artículos en las mismas condiciones en que fueron entregados.

Además que se especifiquen los derechos y las obligaciones, como por ejemplo la adecuada mantención del inmueble, o a quien corresponden las reparaciones mayores. Por supuesto, se deben especificar cuales son las causas que pueden ocasionar el incumplimiento del contrato y las posibles consecuencias.

Para firmar un contrato de arriendo en una Notaría deben acudir el arrendatario y el arrendador con el documento de identificación vigente. Puedes agendar el trámite en Notaría vía internet o puedes acudir a alguna, tomar número y ser atendido por orden de llegada.

Arrienda con Houm y olvídate de las notarías

Cuando arriendas con Houm firmas el contrato digital, así que no tienes que ir a ninguna anticuada notaría a perder tiempo. Puedes firmar el contrato mientras ves una serie en Netflix.

Pero esa no es la única ventaja. En Houm no te pedimos el latero aval, así que tienes un dolor de cabeza menos y menos papeleo y trámites.

Además nuestros Houmers te acompañarán en todo el proceso, para que tu experiencia al arrendar sea algo simple y agradable.

You May Also Like